martes, 6 de marzo de 2012

¿SEXISMO O SENTIDO COMÚN?

 quier

El informe del académico Ignacio Bosque, el  domingo 4 de marzo, en EL PAÍS:"Sexismo lingüístico y visibilidad de la mujer" ha levantado ampollas, sobre todo en las nueve guías de uso de lenguaje no sexista.

En general, Bosque viene a decir que no se debe confundir el género con el sexo.Y que el género no puede ser cambiado gratuitamente por mucho que se le atribuya a un sexo o a otro.

Si bien existen usos verbales sexistas, lo que se está consiguiendo es atentar contra la morfología gramatical o sintáctica, desnaturalizando o pervirtiendo nuestra lengua, recargándola y afectándola. Según Bosque estas guías difunden usos ajenos a las prácticas de los hablantes, conculcan normas gramaticales y anulan distinciones necesarias.

 Decir: miembros, futbolistas o profesores, por ejemplo, con sentido genérico y por economía lingüística, no cree que  sea  más o menos sexista que decir miembros y miembras, quienes juegan al fútbol o  profesorado, como muestran estas guías.
Para ser sexista uno tiene que tener la intención de serlo.

 La discriminación o desigualdad de la mujer(reparto de tareas domésticas, roles, salarios, etc.) probablemente no se termine con la panacea de un uso determinado de lenguaje. Ojalá fuera así.
Pero, si el lenguaje es  producto de una sociedad. ¿No sería mejor cambiar antes actitudes, comportamientos o mentalidades?

Espero vuestras opiniones

Pedro Vega

8 comentarios:

  1. Lucía Martínez Quiroga 2ºB7 de marzo de 2012, 8:18

    no creo que el señor bosque haya dicho nada malo. Los grupos feministas que no aceptan las expresiones generales como "niños". Me parecen un tanto radicales, ya que que todos los cambios que ha dado la sociedad llevan un proceso y estos grupos pretenden que de un día para otro como quien dice cambiemos nuestra forma de hablar. Y esto no quiere decir que no éste de acuerdo con la igualdad entre sexos ya que quiero los mismos derechos para mi que para cualquer otro individuo, pero no me parece un problema que se generalice con el género masculino-plural.

    ResponderEliminar
  2. No ha dicho nada malo en este texto, pero yo pienso que se a sobrepasado con el tema de el masculino-plural,a un asi tiene el derecho de opinion. Yo no estoy encontra de las mujeres ni mucho menos, pero me parece a mi que las feministas se estan pasando, la igualdad esta muy bien pero lo que intentan conseguir se sobrepasa de la igualdad.

    ResponderEliminar
  3. Sheila González Rodríguez 2ºB9 de marzo de 2012, 12:56

    Yo, que soy defensora de los derechos de las mujeres y la igualdad, estoy de acuerdo con el señor Bosque ya que hay diferencia entre el sexo y el género. Desde siempre se ha usado el masculino-plural para indicar género femenino y masculino y yo creo que nunca ha ofendido a ninguna mujer. Cambiar esto ahora supondría un trastorno, no solo para las personas que lo usan sino también para los estudiantes. Antes de cambiar este tipo de cosas, deberían cambiar los pensamientos de las personas. Además, el señor Bosque simplemente ha dado su opinión, en España tenemos libertad de expresión y puede que haya gente a la que le molesten este tipo de comentarios pero no deben criticar solo porque tengan ideales diferentes.

    ResponderEliminar
  4. Yo creo que se debería utilizar el femenino al igual que el masculino. Quiero decir que habría que referirse a niños y niñas, trabajadores y trabajadoras, etc. Tendría que haber una manera de referirse a género masculino y femenino por igual, en vez de utilizar el masculino para aspectos genéricos, y a su vez para indicar que algo es masculino. Pero a estas alturas, es un poco tarde para cambiar una lengua ya que estamos adaptados a la actual.

    ResponderEliminar
  5. Rosy Puerto Senández27 de marzo de 2012, 14:08

    Si, la lengua es un producto de una sociedad, pero de una sociedad patriarcal y androcéntrica y por eso es normal que nuestra lengua sea sexista.Pero no es normal que tenga que seguir siéndolo mientras las leyes, las costumbres y las mentalidades cambian.Pero si hemos cambiado gratuitamente el género cuando ha interesado que fuese masculino.
    Lo que no se nombra no existe decía Simone de Beauvoir.Quisiera por un momento que pensásemos en un mundo al revés, en el cual siempre la concepción ha sido femenina, ha sido matriarcal,hemos pensado,hablado,investigado y trabajado en femenino...¿Que sucedería? ¿Que pensaría la otra mitad de la humanidad?
    Niñas:gracias a las feministas que llevaron a cabo la mayor revolución pacífica de la historia,fueron conquistados los derechos hasta ahora reconocidos,a ellas les debéis que podáis estudiar,que tengáis voz y voto,que seáis libres...Hace muchos años esto era impensable de modo que esperemos que dentro de unos años recordemos que hemos conseguido un lenguaje más igualitario y justo.
    Para crear opinión, es bueno que haya posturas diferentes a favor y en contra, información que muchas veces desmontan los saberes heredados,aprendidos y adquiridos.

    PD.me gustaría recomendar un libro para todos los meses del año.FEMINISMO PARA PRINCIPIANTES de NURIA VARELA

    ResponderEliminar
  6. Esta gente, los defensores de la ideología de feminismo de género, están en su derecho a escribir sus guías de idioma no sexista; pero, otras personas estamos en nuestro derecho a coger esas guías de idioma no sexista, y tirarlas a la papelera.
    No me molesto ni en leerlas, porque, ya conozco su aplicación práctica en diarios oficiales, leyes, y otros escritos. Es algo liante lioso de verdad, y muy retorcido.
    Son capaz de poner Escuela de Artesanía, o Colegio de Ingeniería, o Señoras y señores periodistas sin necesidad de utilizar ninguna de esas guías.
    Y si esa gente suelta sapos y culebras por su boca cuando no se les hace caso, es su problema.

    ResponderEliminar
  7. Elena Murias, cardeñoso, utilizar el masculino genérico no es un síntoma de machismo, es cuestión de espíritu práctico; porque, sino, te puedes pasar repitiendo hasta 200 veces lo de todos y todas, ciudadanos y ciudadanas, niños y niñas, y puedes hablar como los políticos de hoy en día, se hacen un lío con la gramática. Soy capaces de perder hasta 30 escaños cada vez que se presentan a las elecciones generales o autonómicas, pero, eso sí, no se les olvida decir constantemente en sus mítines, todos y todas; o todas y todos. Y como ahora se ha puesto de moda hablar de esa forma tan retorcida, se montan unos líos tremendos.

    ResponderEliminar